Réplica || Cuchilla para hombre y cuchilla para mujer – El País 25/8/2011

Puntualizaciones a los comentarios contenidos en el artículo Cuchilla para hombre y cuchilla para mujer, publicado en El País el 25 de agosto de 2011, en el apartado de Sociedad y firmado por Cristina Delgado.

 

Lee el artículo completo

El Sr. Arturo Casas, Jefe de producto de la Cooperativa Cione que distribuye gafas comenta:

“Para ajustar estas lentes lo mejor posible a la mujer, en lugar de usar los parámetros estándar de población, hemos desarrollado unos específicos para mujeres. La distancia entre los ojos, el tipo de monturas que suelen elegir, la distancia a la que leen…”

¿Es que las mujeres no son población? Según el comentario, no, ya que han tenido que adaptar a este colectivo parámetros distintos a los de la población que, si eliminamos a las mujeres, tienen que ser hombres. Comentario más androcéntrico imposible, si bien el mismo Sr. Casas reconoce que son necesidades de marketing las que están detrás de la oferta de productos “nuevos”.

Como señala a continuación Nacho Gómez-Trenor, presidente de la Asociación de Diseñadores de la Comunidad Valenciana y director creativo de la agencia NGT:

“Excepto en casos muy puntuales… Son necesidades artificiales… En la mayoría de casos es cuestión de marketing. La segmentación de los clientes es brutal. Los fabricantes buscan necesidades específicas a las que agarrarse para lanzar productos nuevos”

Afirmación con la que estamos totalmente de acuerdo.

Respecto al comentario de Andrew Hartman, director de diseño de nuevos negocios de Philips Design

“Lo más difícil es aceptar que existen diferencias”

Lo más difícil es aceptar lo contrario, que mujeres y hombres somos iguales, pues ello cuestiona uno de los pilares básicos de la masculinidad: su construcción negativa, “los hombres no son mujeres” cuestión que tienen que andar demostrando continuamente para no correr ningún riesgo de ser confundidos.

Por último, y en relación con el título del artículo, es importante destacar que los pelos son pelos. Los puede haber fuertes, débiles, de varios colores, largos, cortos, abundantes o ralos, pero siguen siendo pelos.

¿Con qué deberían afeitarse los hombres con pelo débil y ralo? ¿Y las mujeres con pelos fuertes y abundantes? ¿Sería necesaria la promiscuidad de cuchillas en estos casos?

Las mujeres y los hombres tenemos las mismas capacidades y podemos ejercer las mismas funciones. Eso es lo realmente difícil de asumir. Porque ello significa tocar aspectos profundos de la feminidad y, sobre todo, de la masculinidad. El mundo del marketing hace lo que debe por vender. Pero que no extrapole su necesidad a verdades que obstaculicen el camino hacia la igualdad que ambos sexos hemos emprendido.

 


María Jesús Rosado Millán
Presidenta de la Fundación iS+D

Un comentario para “Réplica || Cuchilla para hombre y cuchilla para mujer – El País 25/8/2011”

Deja un comentario

Suscríbete al Blog de la Fundación iS+D

Suscríbete al Blog

Categorías

¡Síguenos en Twitter!